Cosas de casa

Como hacer la casa de tus sueños

¡¡Hola mis lectores!! ¿Cómo estáis?

Como ya sabéis muchos de vosotros, en éste momento estoy haciendo la casa de mis sueños, no fue una decisión tomada a la ligera, supongo que se fue creando en mi cabeza conforme fui creciendo… Cuando tenía 10 años mis padres compraron un terreno enorme en el campo, para los fines de semana y vacaciones, mi niñez allí, a sido un regalo de la vida, mis amigos, mi hermana y yo creamos un vínculo que nunca podré olvidar, pasábamos todo el día juntos inventando cada día que hacer, investigábamos cuevas, senderos, casas abandonadas y en ruinas, pueblecitos cercanos… Recuerdo la época de las bicicletas, la época de las motillos y por supuesto, el verano… Todos teníamos piscinas, y terminábamos a final de verano, negros como el hollín, en aquellos tiempos no existían las redes sociales y nos pegábamos todo el día en la calle inventando, ¡Qué tiempos! No los cambiaría por nada.

Quizá, ésa libertad y ver el logro de mis padres, me hizo comprender que si trabajaba duro, ¿por qué no poder tener mi propio trocito de tierra y no sentirme encerrada en un piso?

Os cuento como comenzó todo...

Imagen 737

Mi Dani y yo, estamos juntos desde los 16 años, en ése momento, seguro no teníamos en mente el hacernos una casa, yo quería terminar mis estudios y volar... descubrir un mundo nuevo (ya os digo que, lo de soñadora compulsiva, no es un adjetivo a la volaera, como decimos por aquí) con lo que no contábamos, era ser padres con tan sólo 19 años, en ése momento, nuestras vidas cambiaron, decidimos tirar pa´lante y tener un nuevo objetivo, el bienestar de nuestro hijo. De ésta forma embarcarnos en el proyecto más bonito de nuestras vidas, formar nuestra propia familia... Más tarde llegó nuestra princesita y así, creamos nuestra felicidad absoluta.

Familia formada... ¡Vamos a por la siguiente meta!

Comenzamos a tener «letras» desde muy jóvenes, compramos todo lo necesario para nuestra familia, un piso, un coche… Mi Dani, trabajaba muy duro para que no nos faltara de nada, yo, en cambio, estudiaba y aprendía poco a poco, como ser mamá y ama de casa, hasta que comencé a trabajar.

Disfrutábamos mucho con nuestros hijos y el piso se quedaba pequeño, comenzamos a pensar en comprarnos una casa. Veíamos muchas y ninguna terminaba de gustarnos, ventanas pequeñas, poca luz, estilos que no iban con los nuestros, casas enormes… ufff, nosotros queríamos una casa pequeña, quizá de tan sólo una planta, con grandes cristaleras, jardín, chimenea y piscina… jajaja por un lado nos conformábamos con algo recogidito, pero por otro, no nos conformábamos con cualquier cosa.

Decidimos comenzar a ver terrenos, casas prefabricadas, de obra… ésto nos convencía bastante más, y finalmente decidimos coger ésta vía, sabíamos que teníamos que ponernos manos a la obra porque no nos esperaba un camino fácil… 10 años después, comenzamos a construir NUESTRO SUEÑO.

Instantánea de nuevos terratenientes

En Junio de 2020, es decir, 10 años después aproximadamente, comenzamos nuestro PROYECTO, nuestra casa, nuestro sueño… 

Desde aquí animo a todas aquellas personas que tienen un sueño, sea cual sea… visualízalo, trabájalo y créalo.

-FELICES SUEÑOS LECTORES-

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *